La portavoz nacional del BNG, Ana Pontón, ha calificado de «burla» y «pelotazo fiscal» la rebaja del impuesto de patrimonio en Galicia anunciada este viernes por el presidente de la Xunta, Alfonso Rueda, al que ha acusado de estar «al servicio» de la dirección de su partido en Madrid y de gobernar «para una minoría».

«Es una burla que Rueda decida bajarle los impuestos a las 7.000 millonarios mientras las familias, la clase trabajadora, las personas autónomas no llegan a fin de mes», ha aseverado la líder nacionalista en declaraciones difundidas a los medios tras conocerse el anuncio del mandatario autonómico.

Para Pontón, la medida que estará incluida en los presupuestos del próximo año 2023 «significa menos recursos para sanidad, para educación, para dependencia o para luchar contra el cambio climático». «En definitiva supone quitarle recursos a la mayoría justo en la mayor crisis de precios en cuarenta años», ha apostillado.

En esta línea, ha subrayado que la rebaja fiscal para los grandes patrimonios de Galicia se produce tras la eliminiación de este impuesto en Andalucía y Murcia, comunidades gobernadas por el PP, lo que, para Pontón, evidencia que el ejecutivo que preside Rueda está «a servicio» de lo que marca su partido en Madrid.

«No actúa como presidente de la Xunta, sino como militante obediente del Partido Popular, y por eso hace lo que le dice su jefe de filas, que en este caso es bajar los impuestos a los más ricos a los que les va a perdonar 37 millones de euros», ha espetado antes de recordar que Rueda manifestó el jueves que la Xunta tenía su «propio criterio fiscal».

Así las cosas, ha censurado que la ampliación de la bonificación de este impuesto hasta el 50% supondrá «agasajar con 37 millones de euros» a las 7.000 personas que en Galicia cuentan con un patrimonio de más de un millón de euros «sin contar» con sus activos inmobiliarios.

«Lo hace el mismo gobierno del PP que acaba de suprimir la tarjeta básica de ayuda a la compra de alimentos y medicinas a las familias con más dificultades», ha aseverado Pontón antes de incidir en que esta medida se produce mientras Galicia tiene la atención primaria «colapsada», existen «recortes» en educación, el sistema de residencias está «totalmente privatizado» y existen «muchas pequeñas y medianas empresas que están ahogadas sin recibir ayudas».

«Dime a quién le bajas los impuestos y te diré para quién gobiernas. Y claro está que el PP gobierna para los más ricos y para las grandes multinacionales, mientras ignora las pequeñas y medianas empresas», ha aseverado antes de concluir reiterando su petición a Rueda de que remita la documentación de los presupuestos al Parlamento antes de acudir a comparecer el próximo martes, cuando desgranará las pricipales líneas de las cuentas de la Xunta para 2023.