El alcalde de Monforte, José Tomé Roca, y el presidente de Paradores de España, Óscar López, han mantenido este lunes una reunión de trabajo en la que han acordado llevar a cabo acciones conjuntas de promoción y mejora para impulsar la recuperación de la Muralla Medieval de San Vicente.

Tras la reunión, el alcalde y el presidente de Paradores ofrecieron una rueda de prensa en la que explicaron los pormenores de las líneas de trabajo establecidas por ambas entidades, encaminadas a conseguir un «doble objetivo»: recuperar la Muralla Medieval de Monforte y establecer estrategias de promoción turística de la localidad a través de su Parador de Turismo.

En relación con el proyecto de recuperación de la Muralla Medieval, el regidor monfortino ha incidido en que desde el ayuntamiento se está trabajando para poder arrancar los trabajos previos que puedan suponer el inicio de la recuperación de la muralla y del entorno de San Vicente, dada la reciente aprobación del Plan Especial del Casco Histórico.

«Lo que queremos es buscar una solución de conjunto, independientemente de quién sea el propietario de determinados tramos de la Muralla, para recuperar un bien de interés cultural que tenemos en la ladera que rodea al conjunto histórico de San Vicente, y en el que se encuentra el Parador Nacional de Turismo», ha dicho José Tomé.

Por su parte, el presidente de Paradores ha destacado también el acuerdo para promocionar, a través del Parador, las posibilidades turísticas de Monforte y de la Ribeira Sacra. «Turespaña y Paradores tienen toda la voluntad de elaborar proyectos de promoción turística para Monforte y de colaborar para la rehabilitación de su Muralla, dada su importancia histórica y su valor como recurso turístico», ha dicho.

Óscar López también ha destacado las cifras que demuestran el buen funcionamiento del Parador de Monforte. En 2019, el Parador facturó 1,4 millones de euros y tuvo un índice de ocupación medio, durante los fines de semana del año, del 71%, y del 51% de promedio anual.