La Policía Local de Vigo ha tramitado este martes 45 nuevas denuncias contra ciudadanos que infringieron el Real Decreto del estado de alarma y se encontraban en la vía pública sin motivo justificado, con lo que el número de propuestas de sanción elevadas por este cuerpo policial desde que entró en vigor ese Real Decreto es de 294.

Así lo ha trasladado el alcalde, Abel Caballero, en una comparecencia en la que ha informado de que, además de las denuncias, «se hicieron 12 advertencias, 246 identificaciones y control de 359 vehículos». «El nivel de control y vigilancia es muy importante», ha constatado.

Según ha detallado el regidor, entre las personas denunciadas por saltarse el confinamiento, hubo varios ‘clientes’ de un bar del centro de la ciudad que se encontraban en el interior del local, que permanecía con las persianas bajadas para eludir la vigilancia de la Policía.

Los agentes del 092 también tuvieron que obligar al cierre de otro establecimiento en la Avenida de Arquitecto Palacios. Asimismo, entre las personas propuestas para sanción está un joven que fue sorprendido leyendo un libro en un espacio exterior comunitario, o varios jóvenes que se reunieron en la vía pública por la noche.

Abel Caballero ha insistido en que «hay que ser disciplinados» y cumplir el confinamiento, y ha expresado su «orgullo» por el «comportamiento», con «ejemplaridad y civismo» de la mayoría de los vigueses. «Y los pocos incívicos, seguirán siendo multados», ha añadido.