La Patrulla de Protección de la Naturaleza (Paprona) de la Guardia Civil de Noia ha investigado a un vecino de Negreira (A Coruña) como presunto autor de un delito de maltrato animal tras localizarle cuatro perros en condiciones «higiénico-sanitarias deplorables».

Así lo ha informado el Instituto Armado, que ha indicado que los hechos se iniciaron por una denuncia presentada por un vecino de la localidad de Porqueira en el municipio de Negreira que puso en conocimiento «las malas condiciones y el estado de abandono» en el que se encontraban unos animales.

Los guardias civiles actuantes se pusieron en contacto con la propietaria de la vivienda, quien manifestó que la vivienda estaba alquilada. La Benemérita inició las gestiones para localizar al inquilino, que dieron resultado negativo.

La Guardia Civil observó a través de las ventanas cuatro especímenes caninos vivos y en «condiciones higienico-sanitarias deplorables, abundantes heces en todos los lugares de la vivienda así como un fuerte olor a orín», han detallado las mismas fuentes.

«Ante el inminente peligro para la salud e integridad de los animales», subraya la Benemérita, solicitó a la autoridad judicial del Juzgado de Negreira autorización de entrada en el domicilio.

Los efectivos del Paprona de Noia de la Guardia Civil, en compañía de la secretaria judicial, Policía Local de Negreira y veterinaria del Ayuntamiento procedieron a la entrada y registro de la vivienda, donde hallaron en la parte de arriba el cadáver de otro espécimen canino, además de los otros cuatro perros vivos.

PROTECTORA

Los animales con vida fueron transportados por personal del ayuntamiento de Negreira para su atención y recuperación en sociedad protectora de animales.

Por su parte, la Guardia Civil procedió a la instrucción de diligencias por supuesto delito de abandono de animales que fueron remitidas al juzgado de Negreira.