Una mujer de 54 años domiciliada en Vigo, M.V.F.R., ha sido identificada en esta ciudad por furtivismo tras ser sorprendida con casi 11 kilos de erizo de mar.

Fuentes policiales han detallado que los hechos tuvieron lugar este jueves sobre las 11,00 horas, cuando la sala de comunicaciones del 091 fue alertada de un acto de furtivismo cometido en la localidad.

En concreto, el guardia rural de la cofradía explicó que había localizado a una persona que realizaba capturas de modo furtivo mientras llevaba a cabo labores de vigilancia en la playa de Portiño.

De este modo, una unidad policial se desplazó al lugar, donde identificó a una mujer que había recogido casi 11 kilos de erizo de mar de modo furtivo.

Asimismo, los agentes se incautaron del producto y cursaron la sanción administrativa correspondiente al ejercicio de recogida de estos equinoideos de modo ilegal. Mientras, el guardia rural de la cofradía se hizo cargo de los erizos de mar y procedió a su devolución al medio acuático.