El pleno de la Diputación de A Coruña ha aprobado, con los 25 votos favorables de PSOE, PP y Alternativa dos Veciños y los cinco votos en contra de BNG y Marea Atlántica, una moción impulsada por los populares en la que se declara «la más firme condena de los actos violentos protagonizados en los últimos días por elementos radicales de Cataluña».

También se muestra «un apoyo incondicional a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, así como a la Policía autonómica catalana, en especial a todos aquellos que resultaron heridos en el desempeño de sus funciones por su impecable labor y profesionalidad demostrada en la defensa y protección de los derechos y libertades de todos».

La portavoz del BNG, María Molino, ha manifestado que su grupo «rechaza y condena cualquier tipo de violencia» y desea la pronta recuperación de los heridos en los disturbios. No obstante, ha incidido en que es «un problema político y la vía para solucionarlo es la vía política».

En similares términos, se ha expresado Alberto Lema,de Marea Atlántica, que afirmó que «el PP no tiene nada que perder en Cataluña» y «trata de hacer política con Cataluña para el resto de España», pero «no buscar una solución al problema».

Por su parte, los portavoces de PP, PSOE y Alternativa dos Veciños suscribiron el texto de la moción e incidieron en su apoyo a los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado que resultaron heridos en los disturbios de la pasada semana en Cataluña.