La portavoz nacional del BNG, Ana Pontón, ha tildado de «obscenidad» el anuncio del presidente de la Xunta, Alfonso Rueda, sobre la interposición de un recurso de inconstitucionalidad contra el impuesto a las grandes fortunas, y ha censurado que el gobierno autonómico del PP esté dipuesto a «defender con uñas y dientes» a los que más tienen, en plena «crisis de precios», mientras se olvida de la «mayoría social».

En unas declaraciones remitidas a los medios, Ana Pontón ha ironizado sobre el anuncio realizado por Rueda en la comparecencia posterior a la reunión del Consello de la Xunta. «¡Qué casualidad que el PP solo se acuerda de la autonomía fiscal de Galicia cuando se trata de defender los intereses de la gente más rica!», ha proclamado, al tiempo que ha lamentado que no se acuerde «para reclamar un nuevo modelo de financiación» para la Comunidad.

Según la líder nacionalista, es un «escándalo» que, en plena «crisis de precios» y después de haber «regalado» 33 millones de euros a las personas «más ricas» de Galicia (en alusión a la última bonificación aplicada en el impuesto de patrimonio), el gobierno gallego esté «dispuesto a defender con uñas y dientes que los que más tienen paguen menos impuestos». «Esto es el mundo al revés y no podemos permitirlo ni callarlo», ha advertido.

Así, Ana Pontón ha insistido en la «obscenidad» que supone anunciar este recurso, cuando la mayoría social «lo está pasando tan mal», y ha recordado que el PP ya «demostró su insensibilidad» cuando suprimió la ‘Tarjeta Básica’ de la que se beneficaban los gallegos con menos recursos, mientras «regalaba» esos 33 millones de euros a las personas con más patrimonio de Galicia.

«PRESO DE LA ESTRATEGIA DE GÉNOVA»

Ana Pontón ha denunciado que el PP de Galicia está «claramente preso de la estrategia que le marcan desde Génova» y quiere utilizar la Xunta «como un elemento más de la campaña electoral» de Alberto Núñez Feijóo en Madrid.

«Galicia merece mucho más que un gobierno del PP que claramente está trabajando para una minoría, mientras se olvida de la mayoría de gallegos y de la mayoría social», ha aseverado.