El delegado del Gobierno en Galicia, José Miñones, ha subrayado que el plan de recuperación puesto en marcha por el Ejecutivo estatal para los fondos europeos «no es partidista» y ha apelado a la colaboración de la Xunta en la gestión de estas partidas.

«Tenemos que estar por encima del ruido, el plan de recuperación no es un plan de partidos, no es algo partidista, es un plan de nación», ha asegurado al ser preguntado este jueves en Santiago de Compostela por las críticas del Gobierno gallego al reparto de los fondos europeos.

En su intervención, Miñones ha considerado necesaria la «colaboración de las entidades, las administraciones y el tejido empresarial» y ha recordado que «existen 59 conferencias sectoriales» en las que se habla de «cómo, con qué criterios y con qué bases se hace dicho reparto», un hecho que «deja toda reclamación, toda queja, fuera de lugar».

Miñones, que ha apelado a la «responsabilidad», ha subrayado que la Xunta tendrá que gestionar» muchas partidas tras recibir en 2021 «1.500 millones» relacionados con el plan de recuperación.

«Hay muchas líneas que hay que ejecutar ahora mismo de esos 1.500 millones y, por lo tanto, hay que ponerse a trabajar en esa línea y todos a una, porque no hay otra forma de entender el plan de recuperación para que sea esa oportunidad de éxito», ha finalizado.