El Partido Popular ha rechazado este viernes la solicitud unánime de toda la oposición –PSdeG, BNG, Común da Esquerda y Grupo Mixto– para que compareciese el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, en la Diputación Permanente del Parlamento gallego para explicar la «manipulación» política y el «descrédito» que sufre la Corporación de Radio e Televisión de Galicia (CRTVG), según denuncian el resto de formaciones.

Durante su intervención en el hemiciclo, el portavoz de los populares en la Cámara, Pedro Puy, ha recordado que la función de la Diputación Permanente «no es sustituir» la actividad ordinaria del Parlamento mientras esta disuelto y, ante la proximidad de las elecciones del 12 de julio, ha pedido al resto de formaciones «no convertir» el Legislativo «en un plató para mítines de campaña».

Además de la comparecencia de Feijóo, el PPdeG, que ostenta la mayoría absoluta, ha tumbado con sus votos otro escrito unánime de la oposición para que acudiese al hemiciclo el conselleiro de Economía, Emprego e Industria, Francisco Conde, sobre las actuaciones que llevará a cabo la Xunta para evitar la pérdida de puestos de trabajo en Noa Madera Creativa, en Fene (A Coruña), tras la presentación de un ERE extintivo para unos 80 trabajadores y un ERTE de 15 meses para otros tantos operarios.

El principal foco del debate de este viernes se ha situado sobre la CRTVG. Toda la oposición ha afeado que el presidente gallego «se esconda detrás» de los telediarios de la cadena pública para hablar de la pandemia de la COVID-19 mientras «no acude» al Parlamento, tal y como ha denunciado el diputado del Grupo Mixto Davide Rodríguez.

En este sentido, la parlamentaria del BNG Montse Prado ha lamentado la «escasa salud democrática» de la que goza la Corporación por la «propaganda» del PP. «Desde la declaración del estado de alarma –el 14 de marzo–, Feijóo compareció más de 40 veces en la televisión pública y en el Parlamento, una. Más de 40 mítines en la televisión pública en horario de máxima audiencia», ha dicho la nacionalista, quien ha ironizado con que «ni Franco salía tanto en el NO-DO».

Asimismo, Prado ha afirmado que la estrategia de la CRTVG es la de «intentar casi eliminar al contrario». Precisamente, ha avanzado que el Bloque denunciará a ante la Junta Electoral «el silencio» que sufre su portavoz nacional, Ana Pontón, en los telediarios de la TVG, con «escasa información» que se limita a «imágenes con una voz en off».

«VERGÜENZA Y DESCRÉDITO»

Por su parte, la portavoz del Grupo Común da Esquerda Luca Chao ha apuntado que «cada día de gobierno» de Feijóo –al que ha llamado «Alberto el ausente»– es un día más «de vergüenza y descrédito» de los medios de comunicación públicos. Precisamente, este viernes, tal y como ha recordado la diputada, se cumplen 109 ‘Venres Negros’ de protestas convocadas por la plataforma de trabajadores Defende A Galega.

Además, la portavoz de Común da Esquerda ha acusado a la TVG de «verse inmiscuida en la filtración» del polémico ‘off the record’ de la ministra de Igualdad, Irene Montero, que salió a la luz con declaraciones sobre las manifestaciones del 8 de marzo en Madrid. En su momento, el ente público lo negó rotundamente a través de un comunicado.

También el diputado socialista Luis Álvarez ha cargado contra «la manipulación» que, de acuerdo con sus palabras, sufre la Corporación, según la cual «todo lo que va mal en Galicia es culpa del Gobierno central y todo lo que va bien es mérito de la Xunta».

A ello ha añadido que se intenta «silenciar a la oposición», puesto que, a diferencia de Feijóo, la TVG «no dio ninguna difusión» a las ruedas de prensa ofrecidas por los líderes de la oposición, señaladamente la del candidato y secretario xeral del PSdeG, Gonzalo Caballero.

EL PP DEFIENDE LA «INDEPENDENCIA» DE LA CRTVG

Frente a estas críticas, el portavoz parlamentario del PPdeG, Pedro Puy, ha defendido que la ley gallega de medios públicos de 2011 establece que el director xeral de la CRTVG –en este caso, Alfonso Sánchez Izquierdo–, ejerce «con absoluta independencia, sin que pueda recibir directrices» de instituciones ni partidos políticos. «Y eso se está cumpliendo», ha asegurado.

El diputado popular ha recordado lo ocurrido con el Gobierno bipartito de PSdeG y BNG, cuando el entonces director del ente público, Benigno Sánchez, denunció una «interferencia» del entonces vicepresidente de la Xunta, Anxo Quintana; y ha cargado contra el actual modelo de la Corporación de Ratio y Televisión Española (CRTVE), en la que Rosa María Mateo lleva casi «dos años» como administradora única «sin Consejo de Administración».

Sobre las retransmisiones de las comparecencias del presidente Feijóo en la televisión gallega, Puy ha lamentado que la oposición «confunde claramente lo que es información institucional con información política» y ha asegurado que la propia Corporación «dedicó más tiempo» a las ruedas de prensa del Gobierno central.

No en vano, Puy ha insistido en que la actividad de la CRTVG en períodos preelectorales como el actual «está claramente fiscalizada» por la Junta Electoral y ha aprovechado para «felicitar a los trabajadores y a sus directores, porque hacen un excelente servicio de información a la ciudadanía», especialmente durante la crisis sanitaria del coronavirus.

Por todo ello, si bien el portavoz de los populares ha dicho que no tienen «ningún problema» en que se convoque la Diputación Permanente, ha apelado a «ponderar» la importancia de estas comparecencias, puesto que, echando mano de informes de los letrados del Parlamento vasco –también disuelto por la celebración de elecciones el 12 de julio–, ha recordado que el Legislativo «tiene el mandato extinguido» y se reúne «no para cuestiones que no son urgentes y no puedan esperar a que se constituya la nueva Cámara».

«Quiero desearles a todos ustedes que hagan la campaña con responsabilidad, que tengan suerte en sus actos. Pero en sus actos. No convirtamos la Cámara en un plató para mítines de campaña», ha recalcado.

NOA MADERA CREATIVA

Por otra parte, la mayoría absoluta del PPdeG también ha tumbado la petición de la oposición para la comparecencia del conselleiro de Economía, Emprego e Industria, Francisco Conde, sobre las actuaciones de su departamento para evitar la pérdida de empleos en la empresa Noa Madera Creativa, adquirida en 2018 por el grupo Malasa.

En este sentido, Davide Rodríguez (Grupo Mixto) ha tachado de «deplorable» que Conde no vaya a acudir a la Diputación Permanente, al tiempo que Montse Prado (BNG), con la vista puesta en la situación que atraviesa Alcoa-San Cibrao, ha dicho «no saber qué está haciendo el conselleiro para evitar el desierto industrial en el que se está convirtiendo» Galicia.

Por su parte, Luca Chao (Común da Esquerda) ha censurado que a Conde «no le preocupa» la crisis de Noa Madera Creativa, mientras Luis Álvarez (PSdeG) se ha preguntado si «esta crisis también es culpa del Gobierno central». «En este aspecto, la competencia de la Xunta es clara», ha afirmado el socialista.

Al respecto, el portavoz popular ha limitado la crisis en la compañía a «un problema estrictamente empresarial» que «no pasa por que haya un cambio normativo», algo que no ocurre en Alcoa, cuyo precio energético depende de «una actuación pública» por parte del Estado.

Dicho esto, Puy ha puntualizado que «no es cierto» que en la Xunta «no hay política industrial» y ha destacado que en la legislatura que ahora llega a su fin «se desarrolló la Axenda Industria 4.0» y se aprobó «una ley de fomento de implantación empresarial», entre otras medidas.