La plataforma coordinadora de trabajadores de auxiliares de Alcoa en Cervo (Lugo) ven el acuerdo entre comité y empresa «positivo» puesto que, de ratificarse en referéndum por la plantilla de la fábrica, supondrá el «desbloqueo» de la negociación para la venta, con la meta de lograr «un final feliz» a este conflicto.

En un comunicado, la plataforma señala que analizó en reunión extraordinaria dicho «preacuerdo» y valora que, de llegar la suspensión de la huelga, «siempre es beneficioso» ya que «todos» desean ese «final feliz».

«Se debe trabajar para que la fábrica sea vendida y para eso es necesario desbloquear la situación actual y que la planta sea vendida con el 100% de los puestos de trabajo y el 100% de la producción», afirma.

Las auxiliares no participarán en el referéndum al que somete el acuerdo desde este martes la plantilla de la fábrica «por un problema de vinculación legal», pero, «al poder ser impugnada dicha votación –precisan– sí participan trabajadores que no tienen relación contractual con Alcoa».

Por último, recuerdan que la huelga de las auxiliares sigue convocada y en activo, y que será debatido su futuro en una próxima asamblea de delegados.