Un total de 125 liciencias fueron concecidas en el mes de marzo en Galicia para la construcción de viviendas de nueva planta, un 42% más que en el mismo mes de 2019.

Este incremento se produjo pese a la bajada de construcción de edificios de nueva planta hasta un total de 94, según los datos que publica este martes el Instituto Galego de Estatística (IGE).

Sobre edificaciones ya existentes, se concedieron licencias para 114 obras de rehabilitación de edificios, nueve menos que un año antes, aunque se elevan en tres las viviendas a rehabilitar hasta 42.

Los edificios a demoler fueron siete en marzo, la mitad que un año antes, con siete viviendas, una por cada edificio.

Si la comparativa se hace con febrero, existe una acusada caída de edificios nuevos a construir, mientras también bajan las rehabilitaciones.