El Puerto de Vigo ha recibido el primer barco ro-ro híbrido de gas natural licuado (GNL) y eléctrico del mundo, lo que le permite reducir en un 25% sus emisiones de dióxido de carbono (CO2) y entre un 80% y un 85% sus emisiones de dióxido de nitrógeno.

En un acto para recibir al capitán del navío, el presidente del Puerto de Vigo, Jesús Vázquez Almuiña, ha mostrado su orgullo al recibir la escala inaugural de este barco de transporte de vehículos. Un barco que, según destacó, no emite emisiones durante su estancia en el puerto, ya que utiliza sus baterías.

«Uno de los grandes objetivos del Puerto es la disminución y la eliminación de las emisiones de CO2», ha reivindicado ante la prensa, por lo que ha dado las gracias a la naviera UECC por elegir Vigo para la escala inaugural en España de este barco, que entró en servicio el pasado 5 de enero.

Este barco partió de Japón cargado de coches que ha distribuido en los puertos de Bremerhaven (Alemania), Zeebrugge (Bélgica), y Drammen (Noruega). Ahora llegó a la ciudad olívica para exportar los modelos producidos por Stellantis aquí hasta Le Havre (Francia), Zeebrugge (Bélgica), Malmö (Suecia) y Drammen.

Para Vázquez Almuiña, 2022 será el año del inicio del cambio, ya que están empezando a navegar buques con tecnologías limpias.

Por su parte, el representante de UECC, Agustín Fernández, señaló que es un orgullo para él venir a Vigo con este tipo de buques, ya que su empresa lleva años tratando de reducir las emisiones de los barcos.

Este modelo se trata del primero de un total de tres, que también vendrán a Vigo a lo largo de este año, uno a finales de marzo, principios de abril, y el otro en los meses de junio o julio.