Residencias de mayores, centros de día y viviendas comunitarias dispondrán de papeleras y cubos para que sus usuarios puedan separar los residuos que generan.

La iniciativa, puesta en marcha por la Xunta en colaboración con Ecoembes, acercará el reciclaje de residuos a más de 540 centros de Galicia –176 en Coruña, 146 en Pontevedra, 129 en Ourense y 96 en Lugo–.

Todo ello para que los más de 30.000 gallegos y gallegas mayores de 65 años que residen o son usuarios de estos centros se conviertan en «embajadores» del reciclaje, según explican Xunta y Ecoembes en un comunicado.

Así las cosas, se habilitarán 2.600 puntos de reciclaje como cubos y papeleras amarillas para envases de plástico, latas y briks y azules para papel y cartón.

Además, también se instalará cartelería, vinilos y otros elementos para colocar en los diferentes espacios del centro, que también acogerán actividades lúdicas y terapéuticas como juegos y manualidades sobre el reciclaje.

«El reciclaje no entiende de edades», ha aseverado la conselleira de Medio Ambiente, Ángeles Vázquez, que considera que el «compromiso» de los mayores «tiene un gran valor» pues ejercen de «ejemplo» para sus familias.

Por su parte, la conselleira de Política Social, Fabiola García, ha manifestado que iniciativas de este tipo también sirven para fomentar «un envejecimiento activo» a través de las actividades y juegos que se pondrán en marcha.

La responsable de RSC de Ecoembes, Beatriz Aylagas, ha destacado que el reciclaje es una cuestión «integradora e inclusiva, donde todos caben, también las personas mayores, que además son un ejemplo para el conjunto de la sociedad en consumo responsable, reutilización y separación de residuos».