La Xunta ha activado la Situación 2, de peligro por proximidad del fuego a viviendas, en todo el distrito forestal XI O Ribeiro-Arenteiro, debido a la proximidad del fuego a varios núcleos de población en los municipios ourensanos de Boborás, O Irixo y O Carballiño.

Según relata a Europa Press la alcaldesa de Boborás, Patricia Torres, los vecinos «se están confinando en sus viviendas» debido a la cercanía del fuego. Señala que estos incendios han sido provocados por el paso de un tren, que dejan focos en: Fondo de Vila, Eixán, Cibreiro, Rodas, Xuvencos, Xurenzás y Ventosa.

Lamenta que la situación está «descontrolada» con peligro para los pueblos. De hecho, a través de sus redes sociales, la alcaldesa ha recomendado a los vecinos: «Poned coches en posición de salida. Regad el entorno de viviendas y, sobre todo, protegeros».

Según la información de Medio Rural, el fuego de Boborás, se inició en la parroquia de Astureses a las 17,30 horas y está activo. Trabajan dos brigadas, un motobomba y un agente, entre otros medios.

Por su parte, el fuego de O Irixio ya arrasa unas 240 hectáreas. Comenzó a las 12,30 horas en la parroquia de San Cosmede de Cusanca. Trabajan siete aviones y 11 helicópteros, entre otro.

En O Carballiño, hay un fuego activo en la parroquia de Longoseiros. Se inició a las 15,51 horas. Trabajan dos aviones, tres brigadas y una motobomba.

Asimismo, se ha suspendido la circulación de la línea convencional de tren entre O Irixo y Lalín por varios focos de incendio próximos a la vía. Afrecta a trenes que circulan entre Ourense y Santiago de Compostela.