La Guardia Civil investiga a un total de tres conductores de la provincia de Lugo, dos de ellos por arrojar un resultado positivo en las pruebas de alcohol a las que fueron sometidos y un tercero que conducía un ciclomotor sin carné.

Tal como ha informado la Benemérita en un comunicado, este último caso sucedió el pasado domingo en Meira, cuando un joven, de 29 años y vecino de dicha localidad, fue interceptado circulando sin carné.

Días antes, en concreto el viernes 26 de mayo sobre las 22,45 horas, los agentes tuvieron constancia de un siniestro vial ocurrido en Escairón, en el término municipal de Saviñao, consistente en una salida de vía y posterior colisión contra una farola.

El conductor resultó ser vecino de Arteixo (A Coruña) de 52 años de edad, que arrojó una tasa positiva en el control de alcoholemia que triplicaba la máxima permitida.

En la madrugada del sábado para el domingo, otro varón tuvo un accidente en Rábade, siendo el conductor vecino de Cospeito de 37 años de edad. Tras salirse de la vía e impactar contra una vivienda, dio positivo en alcohol y drogas.

«En todos estos casos los supuestos autores de los hechos resultaron investigados como supuestos autores de un delito contra la seguridad vial, debiendo comparecer en distintas sedes judiciales de esta provincia donde se celebrarán los correspondientes juicios», ha indicado la Guardia Civil.