Un joven de 31 años ha sido detenido en Vigo por quebrantar una orden de alejamiento de 200 metros a una mujer, dictada por el Juzgado de lo Penal n°1 de la ciudad olívica.

En la madrugada del pasado 12 de agosto, la Sala de Comunicación del 092 de la Policía Local de Vigo recibió una llamada por una fuerte discusión.

Al acudir al lugar, los agentes comprobaron que sobre la cama de una de las habitaciones estaban tendidos un hombre y una mujer. Ambos manifestaron ser pareja, y que convivían, así como que, minutos antes habían tenido una acalorada discusión sin mayor trascendencia.

El hombre comenzó a insistir a la mujer para que abandonase el inmueble y se trasladase a otro piso. No obstante, se comprobó que el varón, JPR, de Vigo y 30 años de edad, contaba con una orden de alejamiento, por lo que se procedió a su detención.