El Ayuntamiento de A Coruña ha dado los primeros pasos para recuperar la Casa Cornide, en la actualidad propiedad de la familia Franco, con la constitución del Consejo de la Memoria Democrática, según informa el gobierno local.

Sobre el edificio, la alcaldesa, Inés Rey, asegura que el Consistorio coruñés emprenderá acciones legales una vez que la asesoría jurídica le dé luz verde.

Respecto al Consejo de la Memoria Democrática, afirma que responde «al firme compromiso del gobierno local con la recuperación de la memoria histórica de la ciudad y a la resolución adoptada en el pleno del pasado 16 de septiembre» cuando todos los grupos políticos aprobaron emprender acciones legales para lograr la recuperación del inmueble.

Además, avanza que se pedirá un informe a la Universidade da Santiago (USC) «para contar con el apoyo de la comunidad científica antes de solicitar a Patrimonio que declare la Casa Cornide como BIC», señala la alcaldesa en relación a la intención del consistorio de declararlo Bien de Interés Cultural.