La alcaldesa de Lugo, Lara Méndez, ha explicado este lunes que las obras del Auditorio comenzarán por la impermeabilización de lospatios, donde se han detectado nuevos vicios ocultos de la construcción.

Según ha trasladado el Ayuntamiento en un comunicado, ya se han llevado a cabo os sellados iniciales que precisa el inmueble. Así, Méndez, en su visita a las instalaciones este lunes, ha indicado que «precisamente en la realización de estos primeros trabajos los operarios detectaron nuevos vicios ocultos de la edificación».

En esta línea, ha indicado que «se le pasará la factura a la Xunta», ya que «no están dispuestos a que los lucenses tengan que pagar dos veces por esta dotación». Estos trabajos tendrán un costo para las arcas municipales de 287.955 euros.

En esta línea, la concejala de Gobernanza, Paula Alvarellos, ha recordado que la que la empresa adjudicataria dispondrá de un plazo de cuatro meses para llevar a cabo intervenciones que abarcarán tanto las patologías estructurales exteriores como las interiores que afectan al inmueble.

Asimismo, ha subrayado que, durante el acto de recepción, el Gobierno local intentó entregar al ente autonómico los informes de los técnicos municipales donde daban cuenta de los fallos advertidos en las dos únicas visitas realizadas previamente.

Además, la edil de Gobernanza ha aclarado que quedarán para una segunda fase los trabajos correspondientes a la urbanización exterior del Auditorio, dentro de los que se incluyen más allá del ajardinamiento de la parcela y la modificación de los accesos.