El ex juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón ha manifestado, tras el triunfo de la ultraderecha que lidera Giorgia Meloni en Italia, que le «preocupan y mucho» los últimos acontecimientos políticos. Así, ha aludido al «amargo recuerdo del fascismo» en España y ha apelado a fijar «un cordón sanitario» a la extrema derecha, con el foco en líder del PP, Alberto Núñez Feijóo, a quien «habría que preguntar» –ha dicho– «qué va a hacer».

«Mi último libro se titula ‘Los disfraces del fascismo’, me preocupa y mucho. Los últimos acontecimientos que estamos viendo tienen un resultado muy preocupante. Vamos a ver qué hace Meloni, pero es evidente que se está desarrollando una amplia ola que podría haber sido restringida si la derecha, los conservadores, hubieran tomado un cordón sanitario», ha apuntado, en declaraciones a los medios.

«Pero parece que no va a ser así y más aspiran a detentar el poder que ha cortocircuitar a la extrema derecha», ha lamentado, antes de pronunciar una conferencia en el campus de Ourense sobre el nuevo marco jurídico de España sobre la memoria democrática.

Preguntado acerca de si ve posible establecer un cordón sanitario en España a la extrema derecha, ha respondido que no solo lo ve «posible» sino «absolutamente necesario». «Pero habría que preguntar a Feijóo qué va a hacer», ha apostillado.

En todo caso, ha apelado al «amargo recuerdo del fascismo» en España y ha incidido en que es «necesario» que «los demócratas» sean capaces de «evitar que se instaure de nuevo».