El conselleiro de Medio Rural, José González, ha alertado este jueves en O Courel de los «comportamientos incendiarios» que se están viendo en algunos de los principales incendios que afectan a Galicia desde hace dos semanas.

«Estamos viendo comportamientos incendiarios en Galicia que no se pueden consentir. Esta semana ha habido bastantes incendios intencionados. En O Saviñao, aparecieron tres focos simultáneos al lado de la carretera. También el foco del de Castrelo estaba al lado de la carretera», ha señalado González, que ha recordado además que este fin de semana aparecieron artefactos incendiarios en un distrito de Pontevedra.

Ante esta situación, el titular de Medio Rural ha solicitado a la población que «extreme la prudencia» con los comportamientos que puedan causar alguna negligencia, así como su colaboración para avisar de posibles fuegos. «La colaboración ciudadana es fundamental para acabar con esta lacra», ha destacado.

El conselleiro se ha expresado así tras reunirse, junto al director xeral de Defensa do Monte, Manuel Rodríguez, con los alcaldes de los ayuntamientos de Folgoso do Courel, A Pobra do Brollón, Quiroga, Samos e O Incio, para analizar los daños por los fuegos forestales registrados en la zona.

AYUDAS AUTONÓMICAS

González les ha trasladado la decisión aprobada este miércoles por el Consello de la Xunta de poner en marcha medidas urgentes de ayuda para, entre otros, la reposición de explotaciones forestales, agrícolas o ganaderas que se hayan visto afectadas por las llamas. Serán un total de nueve millones de euros, de los que cuatro corresponden a la Consellería de Medio Rural.

La convocatoria se tramitará en régimen de concurrencia no competitiva y por rateo, con unos límites máximos que estarán fijados en la convocatoria según el tipo de beneficiario. Estos topes oscilarán entre los 3.000 y los 50.000 euros.

En lo que respecta a las subvenciones para explotaciones forestales, podrán concederse ayudas para la reposición de las infraestructuras de titularidad privada situadas en terrenos forestales y la maquinaria y equipamiento forestal dañados como consecuencia de las labors de extinción de incendios.

En cuanto a las explotaciones agrícolas y ganaderas, el conselleiro ha indicado que las ayudas cubrirán la reposición de los bienes, equipamientos, maquinaria, medios de producción, producciones y ganado o colmenas dañados, así como el suministro de alimentación complementaria de ganado o colmenas en las zonas afectadas por los incendios.

González ha remarcado además que los fuegos registrados en la zona de O Courel ya están controlados aunque, tal y como ha apuntado, en la zona permanecen los efectivos del Servizo de prevención e extinción de la Xunta, «refrescando las zonas para evitar posibles reproducciones».

Sobre estos, concretamente y pese a haber cargado contra la intencionalidad en algunos casos, González ha explicado que el jueves 14 de julio Galicia vivió un episodio denominado sistema convectivo de mesoescala, un fenómeno meteorológico propio del Mediterráneo y con el que se registraron más de 6.000 rayos en cuestión de cuatro horas.

RECUPERACIÓN DEL SUELO

Por otro lado, el titular de la Consellería ha calificado de «primordial» la puesta en valor del territorio para tratar de frenar los incendios, «devolviendo la producción a aquellos terrenos en estado de abandono o infrautilización y que puedan actuar de cortafuegos natural frente a las llamas».

En este sentido, ha puesto en valor la Lei de recuperación da terra agraria de Galicia, «con la que se implementaron ya 19 aldeas modelo y mediante la que se trabaja en la puesta en marcha de 15 polígonos agroforestales».