El delegado del Gobierno en Galicia, José Miñones, ha destacado que el Ejecutivo estatal muestra «a través del Boletín Oficial del Estado» (BOE) su compromiso con una ganadería «más sostenible».

Así se ha pronunciado este viernes al ser preguntado en un desayuno informativo ofrecido en Santiago de Compostela por la polémica surgida a raíz de unas declaraciones del ministro de Consumo, Alberto Garzón, sobre el sector de la carne y las críticas realizadas por parte del Partido Popular.

Miñones, que ha considerado necesario «menos ruido» y «más gestión», ha subrayado que el Gobierno habla «a través del BOE». «No vamos a esa política de declaraciones, sino que es una política de hechos y ahí lo tenemos claro, como se demuestra en el BOE con la publicación continua de regulaciones» orientadas a «una ganadería más sostenible».

Entre otras medidas, ha recordado que esta semana se aprobó la exposición pública del Real Decreto para el sector lácteo que fija en la cadena alimentaria criterios para que los «ganaderos no sean perjudicados por las pérdidas.

«Ahí es donde tenemos que seguir actuando», ha sostenido Miñones, que ha puesto en valor también la intención del Ejecutivo estatal de limitar a unas 700 las reses en las explotaciones de vacuno, frente a las propuestas de granjas con hasta «20.000 vacas».

«Es la línea de trabajo que tenemos que estar haciendo, la línea del BOE», ha indicado para asegurar que los ganaderos saben que el Gobierno los «apoya», que está con la «ganadería el día a día» y que también lo hace con «inversiones» y «hechos».