Un concierto económico similar al de Euskadi y Navarra o incrementar «de modo sustancial» los recursos y la «autonomía fiscal» de Galicia. Esas son las dos propuestas que llevará el BNG a la comisión de estudio que echará a andar este martes en el Parlamento con el objetivo de fijar una postura gallega común para el debate estatal sobre el nuevo modelo de financiación autonómica.

En una rueda de prensa celebrada este lunes, la portavoz nacional del Bloque, Ana Pontón, ha explicado que los nacionalistas acuden a este órgano de la Cámara con una idea clave: «Que tengamos la llave del dinero aquí y no en Madrid».

De este modo, abordarán el debate en comisión bajo cuatro permisas: con «ambición y confianza en el país»; con la voluntad de «desterrar la idea falsa de que Galicia es un país pobre que vive del Estado»; para tener un modelo de financiación «justo»; y para conseguir «soberanía financiera» con la gestión «del 100 por cien» de los recursos.

Así, Pontón rechaza aquellas propuestas que simplemente pasen por «incrementar una o dos décimas» el peso de Galicia en el modelo de financiación y apuesta por soluciones como la cesión de tributos como el IVA y el IRFP.

Además, los nacionalistas abogan por la transmisión del Impuesto de Sociedades. «Que tributen aquí empresas que tengan actividad productiva aquí, porque ya está bien que se contamine Galicia y se paguen impuestos en Madrid», ha esgrimido la portavoz nacional del BNG.

«HACER CUENTAS CON EL ESTADO»

En resumen, «que Galicia recaude el 100 por cien de impuestos y luego hagamos cuentas con el Estado». La idea, ha dicho, es «darle la vuelta al actual modelo», que se remonta al año 2009 y que cuenta también con la firma del actual presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo.

En este contexto, Ana Pontón ha insistido en que la comisión parlamentaria que arranca este martes debe servir para darle a la Comunidad un sistema «justo» que «no discrimine a los gallegos», frente a un «centralismo que es letal».

«Tenemos derecho a que los impuestos que pagamos aquí se usen para poder mejorar nuestros servicios públicos, para tener una mejor sanidad, para crear industria en nuestro país, darle oportunidades a la gente joven y una mejor atención a los mayores», ha enumerado.

Por eso, aunque todavía no está cerrado el calendario de comparecientes en dicha comisión, ha instado a Feijóo a acudir a la misma con «visión ambiciosa» y con «confianza en Galicia», no a «vender la moto del centralismo madrileño».

COMISIÓN PROPUESTA POR EL BNG

La comisión de estudio que echará a andar este martes, en una sesión en la que se elegirán los miembros de la Mesa, surge de una proposición no de ley (PNL) que propuso el Bloque y que fue aprobada por unanimidad en el pleno de la Cámara del pasado 9 de noviembre.

No obstante, no fue creada formalmente hasta que la junta de portavoces del Parlamento dio su visto bueno el día 16. Así, arrancará este martes con la presencia de los portavoces de PPdeG y BNG, Pedro Puy y Ana Pontón, respectivamente, y con la ausencia del que todavía es líder socialista en el Legislativo, Gonzalo Caballero.

Se da la circunstancia de que se cumplirá justo una semana de que Santiago acogiese el foro de presidentes convocado por Feijóo y al que acudieron sus homólogos en Extremadura, Asturias, Cantabria, Aragón, La Rioja, Castilla y León y Castilla-La Mancha. Precisamente, en esta cita se pactó una declaración con 35 puntos con el foco puesto en la financiación autonómica y la despoblación.