PP y BNG han coincidido en las críticas al Gobierno central por la subida de la electricidad en la defensa de sendas propuestas en el pleno del Parlamento para pedir una bajada de su precio, «no» por «oportunismo» sino por «rabiosa actualidad» y «justicia social».

Por su parte, el PSdeG ha atribuido los cambios en la tarifa de la luz a «exigencias» derivadas de directivas europeas, al tiempo que ha reivindicado bonos sociales aprobados por el Ejecutivo socialista.

En el pleno de la Cámara autonómica, el Bloque ha sido el primero en presentar una iniciativa –que se votará este miércoles– que pretende demandar del Gobierno «la inmediata reducción del IVA sobre la electricidad», para que pase del 21% al 4%.

Por otras vías –a través de la petición de que se atiendan las alegaciones que en su día planteó la Xunta–, la proposición no de ley del PPdeG, debatida a continuación, también «busca reducir de forma inminente la tarifa de la luz».

Por un lado, la nacionalista Noa Presas ha remarcado que se trata de «una demanda de país» y ha incidido en que «cuanto más tarden unos y otros en asumir» que esto debe ser así, «más tiempo perderán los gallegos».

«ABRASAR A LOS ESPAÑOLES»

Por su parte, la popular Marta Nóvoa ha cargado contra la «subida indiscriminada que afecta a todos los españoles» con el «único afán de abrasarlos» y ha ironizado que se hace «bajo un gobierno inclusivo y resiliente», por lo que el aumento en la factura se paga «mucho más a gusto y menos indignados que con un gobierno de derechas».

En el primero de los debates, el socialista Juan Carlos Francisco Rivera ha asegurado que su grupo «no evita el debate», de ahí que registrara una enmienda que el BNG ya anunció que no va a admitir. En cualquier caso, ha puesto en valor la «política social» del actual Ejecutivo central, a través de la disposición de bonos.

Por parte del PP, Miguel Tellado ha denunciado la «larga historia de sumisión del BNG al PSOE de Madrid» para afirmar que los nacionalistas «son corresponsables de la subida de la luz», antes de advertir de que «si el BNG es culpable, lo del PSdeG es de juzgado de guardia».

En este sentido, ha recriminado que a los socialistas «se les llenó la boca criticando la subida de la electricidad» adoptada bajo el mandato de Mariano Rajoy, que ha cifrado en un 7%, «y ahora callan» con la que ha situado en el 35% de incremento.

Presas ha incidido en que «no es oportunismo» sino «justicia social» el interés de su grupo por rebajar el IVA de la luz, un bien «de primera necesidad».

Por su parte, Martín Seco (PSOE), que ha cruzado acusaciones con Marta Nóvoa a raíz de sus críticas sobre la hija del alcalde de Verín, ha precisado que la subida de la electricidad no afecta a aquellos consumidores con tarifa plana y ha lamentado que el PP «pide ahora» lo que no solicitaba antes.