El sindicato de enfermería Satse ha denunciado este lunes una «alta presión sanitaria» en el PAC de Fingoi (Lugo), que viene dada por un gran número de patologías respiratorias.

Tanto es así, que este fin de semana hasta un 70 por ciento de los casos que se atendieron se correspondían con esas patologías respiratorias, según los cálculos que ha hecho el delegado de SATSE en Lugo, Manuel Veiga.

Sobre todo, llama la atención por los problemas de «nebulización» con los que se topan. También hace especial hincapié en el uso de las mascarillas, «en lugares públicos con mucha concentración de personas».

«El año pasado y el anterior (pandemia) habíamos visto una bajada exponencial de todas las patologías respiratorias, este año se acumulan casos, sobre todo por el tema de la mascarilla», ha puntualizado.

Veiga ha apelado a hacer un «trabajo de sensibilización con la población en general». «No hay ya la obligación de llevar la mascarilla en lugares públicos, pero sí que tenemos que ser conscientes de que las personas con patrologías agudas, como asmáticos, deberíamos pensar que la mascarilla vino para quedarse», ha suscrito.

Desde Satse se estima que «en el PAC de Lugo, un 70 por ciento de patologías de adultos y de niños eran patologías respiratorias», lo que habría llevado a una «ligera saturación» durante el fin de semana en Fingoi.