El comité de Alcoa San Cibrao, en el municipio de Cervo (Lugo), y la empresa se reunirán este martes, 24 de enero, en León –a partir de mediodía– para retomar el diálogo.

En concreto, será la quinta reunión para continuar con la modificación del acuerdo por el cual se pararon las cubas de la planta de aluminio, que se reactivarán a partir de 2024, mientras se realizan diferentes inversiones en la fábrica de A Mariña.

Tras el último encuentro de la pasada semana, el presidente del comité de empresa, José Antonio Zan, señaló que las partes estaban «todavía muy lejos» de llegar a acuerdo, ya que echan en falta mayores garantías para el empleo de las plantas de aluminio y alúmina.

Paralelamente, hay 1.100 megavatios correspondientes a 11 proyectos eólicos para esta factoría que dependen del Gobierno central, mientras una veintena de proyectos eólicos dependen de la Xunta –con plazo para la tramitación ambiental que finaliza este martes–.

La pasada semana, Alcoa –el mayor productor estadounidense de aluminio– informó de que registró pérdidas de 102 millones de dólares (94 millones de euros) al cierre de 2022, en contraste con el beneficio de 429 millones de dólares (397 millones de euros) del año precedente como consecuencia del impacto de unos mayores costes, así como de elementos fiscales y relacionados con la reestructuración.