El incendio forestal registrado el sábado en Carballeda de Valdeorras (Ourense) continúa activo en la mañana de este domingo y la superficie arrasada alcanza ya las 200 hectáreas.

Según informa la Consellería do Medio Rural, las llamas se originaron sobre las 16,35 de la tarde del sábado en la parroquia de Sobradelo y en su control han participado hasta el momento un técnico, 12 agentes, 28 brigadas, 13 motobombas, dos palas, seis aviones y nueve helicópteros.

La evolución de este incendio provocó que en la tarde del sábado el ADIF tuviese que cortar el servicio ferroviario entre Quereño –municipio de Rubiá– y O Barco, correspondientes al trayecto León-Monforte de Lemos, aunque a última hora ya quedó restablecido.