El Parlamento gallego ha acordado reclamar a la Xunta un plan de acción global para la recogida y reciclaje de residuos marinos, a raíz de una iniciativa del PSdeG en el pleno de la Cámara autonómica.

Defendida por la socialista Paloma Castro, la proposición no de ley pide también crear una partida presupuestaria «específica» con fondos propios, «que complemente la participación de programas europeos e iniciativas privadas, para continuar implementando programas de recogida y recuperación de residuos marinos».

El objetivo es llegar a actuar en 2023 en la totalidad de la costa gallega, mediante incentivos financieros al sector del mar, según recoge el texto aprobado.

Un segundo punto solicita el desarrollo de campañas de información sobre el papel de la ciudadanía en la lucha contra la contaminación plástica y la basura marina.

El tercer aspecto es el referido a elaborar un plan «específico» para el reciclaje de todos los objetos recogidos, «ya sean redes, cuerdas, plásticos, latas u otros residuos», en el que insta a incluir «la recogida unificada de las artes de pesca a bordo de los buques en bolsas o contenedores» y a facilitar instalaciones «adecuadas» en los puertos.

Por último, plantea una evaluación anual de las características y tipos de residuos recogidos, con el objetivo de llevar a cabo acciones de prevención.